Miércoles, 27 Febrero 2013 20:56

Abril y Mayo: Una época ideal para hacerse una escapada a Iguazú

En Buenos Aires comienzan los días frescos y húmedos y en Iguazú los días aún son soleados y cálidos. Nada más placentero que poder hacerse un viajecito fuera de la época de temporada, salir un poco de la rutina, descansar y disfrutar todo lo que la naturaleza ofrece. Mayo es la época ideal para aprovechar los paquetes en oferta a Cataratas e Iguazú uno de los mejores destinos turísticos en Argentina para hacerse una escapada de unos pocos días y disfrutar al máximo en temporada baja.

Tras un corto viaje de 1.50 hs en avión, llegamos al Aeropuerto Internacional de Iguazú. Simplemente con asomar la cabeza ya te das cuenta que estás en un lugar completamente distinto. El aire es puro y está impregnado del perfume ferroso de la tierra y del verde de la vegetación. El paisaje ondulado sorprende por el contraste de sus colores: el cielo bien celeste y diáfano, el verde de la vegetación espesa y el rojo de la tierra que tiñe todo. Un paisaje que relaja con tan solo mirarlo, invita a disfrutar y a entrar en contacto con la naturaleza.

Iguazú tiene ese no se qué que cautiva a quienes la visitan. No sólo es el maravillarse con las Cataratas del Iguazú, es todo el entorno que aporta una energía diferente al contactarse con la naturaleza. La calma que transmite la selva ayuda a relajar el cuerpo y la mente. Y ciertamente esto se favorece al hacer excursiones en Iguazú y notar que hay mucha menos gente en todos lados.

Con una temperatura de aproximadamente 26 °C el clima está perfecto para salir a recorrer el lugar sin sufrir el calor de los días de verano ni cargar con mucho abrigo. Las mañanas son frescas pero en cuanto sale el sol el día se vuelve cálido pero no sofocante. El clima ideal para realizar excursiones de aventura como la Gran Aventura Cataratas o Iguazú Forest donde es imposible no terminar empapados por las frescas aguas que es absolutamente tolerable durante la caminata bajo el sol de la tarde.

Una de las características más importantes de la época es que no hay tantos turistas. Esto se hace evidente en las excursiones en Cataratas sobre todo en los parques donde uno puede caminar tranquilo por las pasarelas, disfrutando de la calma que transmite el lugar, y no es necesario esperar hasta que se abra un pequeño hueco para poder sacarse una foto en los miradores de la Garganta del Diablo. Tampoco hay que esperar mucho tiempo en los medios de transporte que se encuentran dentro de los parques, en las excursiones o en los restaurantes. Esto se hace evidente al momento de cruzar la frontera para realizar diversas excursiones y paseos, donde la espera y el trámite en migraciones durarán unos pocos minutos. También se nota en los hoteles en Iguazú, que están más tranquilos y la atención es mejor y más eficiente.

Puerto Iguazú es una ciudad pequeña y tranquila que cobra vida al atardecer cuando los turistas han regresado de sus excursiones y salen a recorrer y a pasear por el centro de la ciudad que por estos días está muy calma. A pesar de ser temporada baja los negocios y los restaurantes están abiertos hasta tarde, siempre se ve a la policía patrullando las calles y hay movimiento, aunque en menor cantidad, circulando por las calles. Esto le confiere al centro una cierta seguridad para poder caminar tranquilamente por las calles, incluso de noche, y disfrutar de una buena comida o el paseo por la feria de artesanos.

Gracias a su hermoso entorno Puerto Iguazú se luce todo el año y en especial en esta época que se la puede disfrutar mucho más. Cataratas es un destino ideal para quienes buscan un ambiente para relajarse, disfrutar y vivir un poco de aventura en Iguazú, y mayo ciertamente es la época ideal para hacerlo por todas las ventajas que ofrece. Aprovecha ahora los paquetes de temporada baja, son una muy buena opción para hacer turismo en Argentina.